HomeRegionalSalud

Académico UCN advierte que cambio de horario afectará al cierre temprano del comercio y a la sensación de seguridad

Según indicó el experto, el cambio de horario generará afectaciones en la sensación de seguridad y en el cierre tempranero de algunos locales comerciales. Sin embargo, advirtió que las personas se sentirán con mayor predisposición debido a la temprana exposición de luz natural.

Controvertida fuente de soda fue fiscalizada tras presunto «faenamiento de animal»
“Turismo e Inversiones Verdes”: Sernatur da término a la semana del turismo en la región
Desde los $2.000: Detienen a mujer que vendía fuegos artificiales en Mejillones

El pasado lunes terminó oficialmente el verano, por lo que el primero de abril se deberá comenzar a utilizar el horario de invierno. En concreto, a excepción de la región de Magallanes, todo el país deberá retrasar sus relojes 60 minutos para que entre en vigencia este nuevo horario, tal como todos los años. 

Se trata de una medida que ha sido cuestionada por diversas instituciones debido a las consecuencias que produce a la salud de las personas, incluso, desde le Ministerio de Educación han recomendado que no se continúen realizando los cambios de horario. Sin embargo, no se ha establecido una definición sobre qué horario entregará mayores beneficios. 

Según pudo explicar un experto en psicología organizacional, el cambio de horario tiene un efecto tanto biológico como social, por lo tanto, es algo propio de afecte al sistema laboral. “Tendremos una hora más, por lo que la gente entenderá que esa hora que uno gana la podrá utilizar realizando otras actividades (…) Por lo tanto, esa hora la ve como comodín trabajando hasta las doce de la noche entendiendo que volverán a ser las once. En este sentido, habrá un rezago respecto a las horas de sueño”, explicó Roberto Stolzenbahch, académico de la Escuela de Psicología de la Universidad Católica del Norte (UCN)

“Hay que pensar que en el ámbito laboral las personas que están realizando turnos harán una hora más de trabajo, la que muchas veces no es remunerada, y eso generará un efecto respecto a un cansancio mayor que, obviamente, tendrá que ser de alguna manera compensado dentro de uno o dos semanas, que es el tiempo que tarda el proceso de acomodamiento respecto a este nuevo huso horario”, complementó.

En cuando a los beneficios que tendrá en la vida cotidiana de las personas, el académico hace hincapié en que la luz del día será un factor que mantendrá alta la predisposición de las personas, ya que predispone físicamente mejor a los individuos. Sin embargo, el problema se concentrará en los horarios de la tarde.

“Lamentablemente, la tarde es donde está el efecto contrario. Como se oscurece más temprano, la disposición anímica y de esfuerzo decae poco a poco. Pero, si ponemos en una especia de balanza el horario de invierno y de verano, de prefiere mucho más el horario de invierno, porque la gran mayoría gana una hora de sueño”, analizó el experto.

En cuento a las recomendaciones para que las consecuencias del cambio de hora sean las mínimas posibles, el académico fue enfático en indicar que la hora de sueño que ganará la población se debe usar para dormir, y no como un “comodín” para realizar otro tipo de actividades.

“Lo otro, preparar los espacios donde uno va a dormir de manera adecuada. 45 minutos antes desconectar los dispositivos luminosos, ya que tienen efectos sobre la posibilidad de generar un sueño reparador. Todo lo que es planificación de los tiempos dejarlo listo un día antes para no hacerlo en la noche. Otro de los elementos importantes tiene que ver con los hábitos de ejercicio, ojalá no hacer ejercicio antes de dormirse”, indicó.

En cuanto a la actividad laboral, manifestó que “una vez en el trabajo, poder de alguna manera tener una visión clara que si alguien tiene que hacer algún tipo de trámite por el trabajo, ver hacia donde ir, ya que (el cambio de horario) afectará también al uso y funcionamiento del comercio, sobretodo pensando en materia de inseguridad”, finalizó.

COMENTARIOS